Pararrayos

por / Martes, 12 mayo 2015 / Publicado enInstalaciones eléctricas
Pararrayos

Un rayo es la reacción eléctrica causada por la saturación de cargas electroestáticas que han  sido generadas  y acumuladas progresivamente durante la activación del fenómeno eléctrico de una tormenta. Durante unas fracciones de segundos, la energía electroestática acumulada se convierte durante la descarga en energía electromagnética, energía acústica y, finalmente calor. El fenómeno rayo se representa aleatoriamente a partir de un potencial eléctrico atmosférico, entre dos puntos de atracción de diferente polaridad e igual potencial para compensar las cargas.

La intensidad de la descarga del  rayo es variable y dependerá del momento crítico de la ruptura de la  resistencia del aire entre los dos puntos de transferencia. También  estará influenciada  por la resistencia de los materiales expuestos en serie, como por ejemplo: tierra, roca, madera, hierro, instalaciones de pararrayos, puestas a tierra, etc.

Los pararrayos son construidos con el propósito de atraer un rayo y conducir la descarga hacia tierra, de tal modo que no cause daños a construcciones o personas.

La mayoría de los pararrayos están diseñados considerando el efecto de las puntas o tendencia de las cargas a escapar por las regiones de máxima curvatura.

La eficacia de un pararrayos no depende únicamente del instante de contacto sobre su punta, sino también de su capacidad de atraer el rayo. Los actuales pararrayos se caracterizan por anticiparse en el tiempo en la captura del rayo.

El dispositivo de impulsión almacena la energía electrostática presente en la atmósfera cuando se acerca una nube tormentosa y permite la descarga ascendente al momento oportuno.

Cuando se acerca el rayo, un captador integrado mide el valor del campo eléctrico ambiente, inicia el dispositivo de impulsión como la mayor parte de los pararrayos, un dispositivo de cebado tradicional. Este provoca una inversión de la polaridad de la cabeza arrastrando una amplificación brusca del campo eléctrico sobre su punta.

Un segundo captador integrado mide la intensidad de la corriente de la descarga eléctrica que se forma en la punta del pararrayos. A la entrada del trazador descendente en la zona de protección del pararrayos, la intensidad de la corriente medida aumenta mucho. Cuando la corriente se vuelve superior a un nivel determinado, los condensadores de potencia se descargan y liberan la energía necesaria a la propagación del trazador.

 

 

Artículos de Interés

 

Tuberías industriales

Las tuberías industriales debe poseer características estructurales específicas debido a que llevan fluidos en diferentes fases…

Leer Más…

Niveles de iluminación

La iluminación en las áreas de trabajo abarca una amplia gama de aplicaciones: desde oficinas y pequeños talleres a grandes naves industriales…

Leer Más…

Sistemas de tierras físicas

El sistema de tierras físicas es utilizado en las instalaciones con el propósito de proteger equipos de posibles descargas eléctricas, que si no son conducidas de manera segura pueden causar daños.

Leer Más…

Deja un comentario

SUBIR